You are currently browsing the monthly archive for octubre 2019.

CONCILIO DE VIENNE DECIMOQUINTO CONCILIO ECUMÉNICO AÑOS 1311-1312

Resultado de imagen de CONCILIO DE VIENNE

EL CONCILIO DE VIENNE 1211 -12.

El Papa Clemente V mediante la Bula “Regnans in coelis” del 12 agosto de 1308, convocó un concilio general que debía reunirse el 1 de octubre de 1310 en Vienne (Francia), con el propósito de “tomar medidas respecto a la Orden de los Caballeros Templarios, tanto los miembros individuales como sus tierras, y para otros asuntos de la fecatólica, la Tierra Santa y el mejoramiento de la Iglesia y de los eclesiásticos”. 
Resultado de imagen de Los arzobispos

La bula se envió a los reyes de los respectivos reinos cristianos y a los arzobispos de las varias provincias de la Iglesia. Los arzobispos de cada iglesia provincial con dos o tres obispos, según designados en las bulas individuales, debían presentarse en persona en el concilio y los que se quedaban en casa debían transferir sus derechos a los colegas que habían sido llamados personalmente. Los obispos y prelados de todas las clases debían traer al concilio, por escrito, propuestas y mociones referentes a los puntos a mejorarse en la vida de la Iglesia.

 

Resultado de imagen de EL GRAN MAESTRE DE LOS TEMPLARIOS

EL GRAN MAESTRE DE LOS TEMPLARIOS JACQUES BERNARD DE MOLAY

A los Caballeros Templarios  indicó que enviaran defensores apropiados al concilio, ante el cual se había ordenado que se presentase en persona el gran maestro y otros oficiales principales. Sin embargo, el concilio no pudo inaugurarse en la fecha prevista debido a los juicios que se le habían comenzado a los Templarios en los distintos países y al proceso respecto al Papa Bonifacio VIII que el Papa Clemente V había llevado ante el recurso de Felipe el Bueno, rey de Francia. La bula “Alma Mater” del 4 de abril de 1310 posponía la apertura del concilio hasta el 1 de octubre de 1311, porque las investigaciones sobre los Templarios no habían terminado. En septiembre, el Papa fue a Viena con los cardenales y el día 16 de octubre de 1311 se celebró la primera sesión formal en la catedral. Este era el Décimo Quinto Concilio Ecuménico

 

Resultado de imagen de El papa clemente v

EL PAPA CLEMENTE V.

En el discurso inaugural el Papa señaló de nuevo los tres puntos siguientes como las tareas principales del concilio: el asunto de los Templarios, la ayuda que debía darse a Tierra Santa y la reforma de la orden clerical y la moral.Las actas del concilio han desaparecido con la excepción de un fragmento que el P. Ehrle S.J. encontró en un manuscrito en la Biblioteca Nacional de París (ver abajo). Consecuentemente no hay certeza positiva respecto al desarrollo del concilio. El número de participantes difiere entre las distintas autoridades. Villiani (“Chron.”, IX, XXII, ed. Muratori, “Script”, XIII, 454) enumera 300 obispos mientras otros cuyo testimonio es más probable dicen 114 obispos, a los que habría que añadir un cierto número de abades y sustitutos.

 

Imagen relacionada

COMISIÓN INVESTIGADORA SIN ENCONTRAR SOSPECHA DE HEREJÍA.

Lo que mejor se conoce es el procedimiento respecto a los Templarios. Se nombró una comisión para examinar los documentos oficiales de la orden, en la cual tenían representantes las distintas clases de participantes y los diferentes países. Con los miembros de esta comisión se formó un comité más pequeño de arzobispos y obispos presididos por el arzobispo de Aquilea, que debían examinar exhaustivamente los documentos oficiales y sus abstractos. El Papa y los cardenales negociaron con los miembros de esta comisión respecto al asunto. La mayoría de los cardenales y casi todos los miembros de la comisión opinaban que la Orden de los Templarios debía tener el derecho de defenderse y que ninguna prueba aducida hasta entonces era suficiente para condenarlos por herejía, de la que habían sido acusados, sin violentar la ley.

CONDENA Y MUERTE DE LOS TEMPLARIOS EN TODA LA CRISTIANDAD.

Resultado de imagen de EXEQUIAS DE Catalina de Courtenay, esposa de Carlos de Valois

CATALINA DE  COURTNAYESPOSA DE CARLOS DE VALOIS

Uno de los acontecimientos que ha dejado honda huella en la memoria de la humanidad ha sido el trágico y violento final de la Orden del Temple hace ya casi 700 años; la impresión que causó en toda Europa la prisión, la tortura y las hogueras en que ardieron los templarios franceses es el fundamento del supuesto ocultismo , de innumerables leyendas y del morbo esotérico que todavía en nuestros días rodea al nombre del Temple. La tragedia va a dar comienzo el 13 de octubre de 1307.Todavía la víspera, el 12 de octubre, el maestre general del Temple, Jacobo de Molay.acompañaba al rey de Francia, Felipe el Hermoso, en las solemnes exequias que se celebraban por el alma de Catalina de Courtcnay, esposa de Carlos de Valois, hermano del rey Felipe; incluso Molay, de acuerdo con el protocolo, fue singularmente distinguido con el alto honor de sostener una de las cintas del catafalco de la princesa difunta.

 

Resultado de imagen de Guillermo de Nogaret,

FELIPE IV DE FRANCIA EL ÚLTIMO RESPONSABLE DE LA DISOLUCIÓN  Y MUERTE DE LOS TEMPLARIOS

Era el colmo del disimulo del rey francés que ya treinta días antes, el 14 de septiembre,había despachado desde Maubuisson la orden secreta de apresar a todos los templarios del reino y de ocupar todas sus casas y bienes un mismo día y a una misma hora. Ese día y esa hora habían sido fijados para el romper del alba del día 13 de octubre , menos de 20 horas después de los funerales de Margarita de Courtenay.Al amanecer de ese día en toda Francia los senescales, los bailíos y los prebostes del rey, acompañados de sus hombres de armas, procedieron a cercar todas las casas templarias y arrestar a todos los caballeros, clérigos y sirvientes, miembros de la Orden, ocupando todos sus bienes de acuerdo con las instrucciones secretas despachadas desde Maubuisson el 14 de septiembre por Guillermo de Nogaret, el nuevo Guarda del Sello Real.

GUILLERMO DE NOGARET.

La operación policial constituyó un éxito sin precedentes; la sorpresa fue total en los cientos de casas francesas del Temple. Más de un millar de templarios cayeron en manos de los esbirros del rey de Francia; apenas una docena escapó al aprisionamiento , probablemente por hallarse de viaje fuera de su residencia.En París el propio Guillermo de Nogaret con las gentes del prebostazgo de la ciudad se apoderó sin dificultad al amanecer de la Torre del Temple sorprendiendo en ella al maestre general Jacobo de Molay y a los demás templarios residentes en esa encomienda.

Resultado de imagen de Torre del Temple

CASTILLO DE LOS TEMPLARIOS EN PARÍS.

Pocas horas más tarde Felipe el Hermoso se personaba en la Torre del Temple donde se apoderaba de todo el dinero y joyas confiados a la custodia de los templarios y de los demás fondos provenientes de todas las encomiendas de Francia y allí acumulados en espera de ser utilizados en una nueva cruzada a Tierra Santa.Apresados todos los templarios en Francia, las instrucciones de Felipe IV ordenaban 90 (oNzÁln MART( NE% Diez una rápida y doble encuesta; primeramente, aislados entre sí, los prisioneros debían ser interrogados sobre los presuntos crímenes que les eran atribuidos, prometiéndoles el perdón si los confesaban y advirtiéndoles que si los negaban serían condenados a muerte. Luego debían ser entregados a los inquisidores, que tratarían de obtener las confesiones de los que se hubieran mantenido en la negativa utilizando para ello la tortura.quemados los templarios.

 

Resultado de imagen de quemados los templarios

.REACCIÓN DEL PAPA ANTE LA CONDUCTA DEL REY DE FRANCIA.

Reacción del Papa Clemente V: 22 noviembre 1307La sorpresa del 13 de octubre no lo había sido sólo para el maestre general y los templarios, sino también para el Papa. El rey francés ni tan siquiera se había molestado en comunicar previamente a Clemente V, que se encontraba en Poiriers, el paso que iba a dar,aunque los templarios, como religiosos que eran, sólo eran justiciables ante el fuero eclesiástico.El Papa irritado por esta vejación convocó un consistorio de urgencia el 15 de octubre en el que no llegó a tomar ninguna decisión; sólo el 27 de octubre Clemente V escribía una dura misiva a Felipe IV reprochándole la usurpación de la jurisdicción eclesiástica y protestando por el escandaloso empleo de la tortura.

Resultado de imagen de frailes dominicos como inquisidores

DOMINICOS INQUISIDORES ENTREGAN RESULTADOS DE INQUISICIONES.

Pero no por eso Felipe IV iba a suspender los interrogatorios a que eran sometidos los templarios por gentes del rey y frailes dominicos como inquisidores. Muy pronto comienzan a llegar al rey las confesiones obtenidas mediante las torturas más brutales y sangrientas; baste apuntar que sólo en París treinta y seis templarios murieron en el tormento mientras negaban las acusaciones. Entre los confesos se encontraban el maestre general, el visitador de Francia y los maestres provinciales de Normandía y Chipre.

Resultado de imagen de LA QUEMA DEL GRAN MAESTRE DE LOS TEMPLARIOS

LA QUEMA DEL GRAN MAESTRE DE LOS TEMPLARIOS

No es de extrañar que en el mismo París otros ciento treinta y cuatro templarios confesaran todo lo que querían sus verdugos; tan sólo cuatro templarios, que no admitieron las calumnias, permanecieron con vida. En provincias el resultado fue parecido: de los noventa y cuatro interrogatorios enviados a París tan sólo ocho no reconocieron los delitos que pretendían oír los torturadores; pero ignoramos cuantos murieron en los tormentos.Los cientos de confesiones, por muy forzadas que fueran, y sobre todo el reconocimiento por Jacobo de Molay y por los otros tres altos dignatarios de todos los crímenesimputados no dejaron de causar cierta impresión en el Papa, que se decidió por fin a ceder parcialmente a las exigencias del rey de Francia y abrir una investigación sobre la Orden del Temple y sus miembros.En consecuencia, el 22 de noviembre de 1307, Clemente V por la bula Pastoralis preeminentíae ordenaba a todos los monarcas que, cada uno en su reino, procedieran a apresara los templarios y a secuestrar sus bienes hasta que la Santa Sede dispusiera acerca de laOrden, de sus miembros y de sus bienes. Así la tragedia iniciada en Francia el 13 de octubre se extendía mes y medio más tarde a toda la Cristiandad.

Imagen relacionada

DECRETO DE SUPRESIÓN DE LOS TEMPLARIOS

En vista de las sospechas, la infamia, las fuertes insinuaciones y otras cosas que se han presentado contra el otro (…) y también la recepción secreta y clandestina del hermano de esta Orden; teniendo en cuenta, además, de los serios escándalos que han surgido de estas cosas, que no parecía que se fueran a detener mientras la Orden siguiera existiendo, y el peligro para la fe y las almas, y las muchas cosas horribles que se habían hecho por los hermanos de esta Orden, quienes cayeron en el pecado de la apostasía malvada, el crimen de la idolatría detestable, y el ultraje execrable de los Sodomitas (…) no sin amargura y tristeza en el corazón es que abolimos la citada Orden de los Templarios, su constitución, sus hábitos y su nombre, por un decreto irrevocable y perpetuamente válido; y la sometemos a una prohibición perpetua con la aprobación del Sagrado Concilio, estrictamente prohibiendo a cualquiera a presumir entrar a la mencionada Orden en el futuro, o recibir o vestir sus hábitos, o a actuar como un Templario.

Resultado de imagen de LA MALDICIÓN DEL GRAN MAESTRE

LA MALDICIÓN DEL GRAN MAESTRE

Dios sabe quién se equivoca y ha pecado y la desgracia se abatirá pronto sobre aquellos que nos han condenado sin razón. Dios vengará nuestra muerte. Señor, sabed que, en verdad, todos aquellos que nos son contrarios, por nosotros van a sufrir Clemente, y tú también Felipe, traidores a la palabra dada, ¡os emplazo a los dos ante el Tribunal de Dios!… A ti, Clemente, antes de cuarenta días, y a ti, Felipe, dentro de este año…En el plazo de un año, dicha supuesta maldición se cumplió; primero con la muerte de Clemente V, quien falleció el 20 de abril de 1314, luego con el fallecimiento de Felipe IV (que según Maurice Druon murió a causa de un accidente durante una partida de caza el 29 de noviembre de 1314) y finalmente con la muerte de Guillermo de Nogaret, quien fue envenenado ese mismo año.

Imagen relacionada

CONDENA DE LAS BEGUINAS.

En el concilio de Vienne también fueron condenados los errores de los Begardos y Beguinos, propugnadores de doctrinas pseudomísticas.El 3 de abril se celebró la segunda sesión formal del concilio; estaban presentes el rey de Francia y sus tres hijos y se promulgó la decisión respecto a la supresión de los Templarios. La bula de supresión “Vox clamantis” está fechada el 22 de marzo de 1312. El Papa había retenido para sí la decisión respecto a las personas y a las tierras de éstos; el 2 y 6 de mayo se emitieron dos bulas adicionales para cubrir estos puntos. Aparentemente en esta segunda sesión se declaró que Bonifacio VIII había sido un Papa legítimo y se le absolvió de las acusaciones que pesaban contra él. Sin embargo también se renovó un decreto anterior de Clemente V por el que el rey de Francia era absuelto de toda responsabilidad por lo que había hecho contra Bonifacio VIII y contra la Iglesia.

Resultado de imagen de Tierra Santa

EL CONCILIO SE OCUPA DE LA CUESTIÓN DE TIERRA SANTA.

El sínodo retomó la cuestión de Tierra Santa. En la tercera sesión formal del 6 de mayo se leyó en voz alta una carta del rey de Francia en la que se comprometía a tomar la Cruz junto con sus hijos y un gran número de nobles y comenzar una Cruzada dentro de seis años. Si moría antes, su hijo mayor se encargaría de la expedición. Ante esto, se decidió separar un diezmo de la iglesia durante seis años para este propósito, que se recaudaría por toda la cristiandad para la Tierra Santa. Respecto a este diezmo, cf. Kirsch “Die papstlichen Killektorien in Deutschland” (Paderborn, 1894), 18. En Francia los ingresos de este diezmo de seis años fueron entregados al rey, quien usó el dinero para la guerra contra Flandes. La Cruzada nunca se realizó, aunque tanto el rey de Inglaterra como el de Navarra habían acordado en el mismo concilio sumarse a ella.

Resultado de imagen de Frailes Mendicantes,

MEJORAMIENTO DE LA MORAL E INDEPENDENCIA DE LA IGLESIA.

Como ya se ha dicho, se había indicado a los obispos que trajeran sugerencias escritas para la reforma de la Iglesia y el Papa había renovado esta petición en la apertura del concilio. Hoy día sólo se conocen tres de las propuestas enviadas, a saber: el tratado de Guillermo Durandoobispo de Mende, sobre la celebración del concilio (“De modo celebrandi generalis concilii”), la del obispo de Angers, Major [en “Collection des documents inedits sur l’hist. de France. Melanges historiques”; II (1877), 471 ss.], y la de Santiago Dueze, futuro Papa Juan XXII [publicado por Verlaque, “Jean XXII” (Paris, 1883), 522 ss.]. Este material fue dividido en dos partes para la discusión en el concilio: mejoramiento de la moral y protección de la independencia de la Iglesia. Las continuas quejas, opiniones y sugerencias que fueron entregadas por los prelados así como por nobles seglares fueron arregladas y tratadas sistemáticamente. No se sabe aún qué decretos resultaron de las discusiones en el concilio mismo y cuáles se promulgaron en la tercera y última sesión.

Resultado de imagen de cuatro universidades principales

EL TEMA DE LAS UNIVERSIDADES.

Lo único cierto es que se proclamaron un cierto número de decretos. El Papa Juan XXII los emitió luego, el 25 de octubre de 1317, junto con otros decretos de Clemente V. que la muerte le había impedido promulgar. Juan XXII los publicó como la colección de leyes de la Iglesia, las Clementinas “Corpus Juris Canonici“. Los decretos aprobados en el concilio e incluidos en esta colección se refieren a las disputas sobre los asuntos espirituales delos franciscanos (condenación de las tres proposiciones atribuidas a Pedro Juan Olivi), la disputa sobre la pobreza en la Orden de los Frailes Menores, los Frailes Mendicantes, la visitación de los conventos por los obispos, las beguinas, la observancia de las horas eclesiásticas, administración de las fundaciones religiosas, asuntos relacionados con los beneficios, fundaciones de profesorado de lenguas orientales en la Curia y en las cuatro universidades principales, la administración de la Inquisición y varias ordenanzas sobre el clero. El concilio cerró con la tercera sesión formal el 6 de mayo de 1312.

Resultado de imagen de MANSI, Conciliorum collectio,

Bibliografía: MANSI, Conciliorum collectio, XXV, 367 ss.; EHRLE, Ein Bruchstuck der Akten des Konzils von Vienne in Archiv fur Literatur-und Kirchengeschichte des Mittelalters, IV (1888), 361 ss.; IDEM, Vorgeschichte des Konzils von Vienne, loc. cit., II, 353 ss., III, 1 ss., 1409 sqq.; HEFELE, Konzilienqueschichte, VI (2nd ed.), Freiburg im Br., 1890), 436 ss., 515 sqq.; HEBER, Gutachten und Reformvorschlage fur das Vienner Generalconcil (Leipzig, 1898); GOLLER, Die Gravamina auf dem Konzil von Vienne in Festgabe fur H. Finke (Munster, 1904), 107 ss.; MOLLAT, Les doleances du clerege de la province de Sens au concile de Vienne in Revue d’hist. eccles., VI (1905), 319 ss.

Fuente: Kirsch, Johann Peter. “Council of Vienne (1311-12).” The Catholic Encyclopedia. Vol. 15. New York: Robert Appleton Company, 1912. <http://www.newadvent.org/cathen/15423a.htm>.Traducido por Pedro Royo.

RETAZOS DE LA WEB: ESAÚ DE MARÍA.

 

quijotediscipulo

 

Categorías

Categorías

Entradas

Calendario

octubre 2019
L M X J V S D
« Sep   Nov »
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031  

VISITAS

  • 2.534.262 hits

Imagenes Interesantes

A %d blogueros les gusta esto: