You are currently browsing the category archive for the ‘El calvario de la compañía de Jesús tras su disolución.’ category.

Clemente XIV

EL PAPA CLEMENTE XIV.

EL CALVARIO DE LA COMPAÑÍA DE JESÚS CULMINADA CON LA SUPRESIÓN POR PARTE DEL PAPA CLEMENTE XIV.

INTRODUCCIÓN.

            El tema no intenta presentar un estudio detallado de lo que el título califica de Calvario de la Compañía de Jesús, hecho profusamente estudiado y al que se puede acceder en línea sin ninguna dificultad, pensando que la supresión de la misma, puede situarse  en la CATEGORÍA DEL BLOG QUIJOTEDISCIPULO, EL CATOLICISMO Y SUS SOMBRAS  sólo por el hecho de una supresión llevada a cabo por un papa y su restauración por parte de otro papa, no muy distante en el tiempo en la que la misma fue disuelta, ya el papa Pio VIaunque no anuló el decreto de supresión de Clemente XIV mostró que el mismo podría ser anulado en un futuro no lejano.

De hecho mostró una actitud positiva frente a determinados hechos relativos a la Compañía, así por ejemplo, decretó la liberación del prepósito General de la Congregación, el P. Ricci, encarcelado en el Castillo de Sant`Angelo, aunque el mismo murió antes de la ejecución del decreto; igualmente liberó a los jesuitas encarcelados con él y que sometidos a juicio fueron declarados inocentes.

Federico II de Prusia  pidió al papa que la Compañía conservara sus centros educativos en su reino  y en Rusia Congregación continuó activa gracias al refugió que le dio Catalina la Grande.  Acciones que el Papa permitió y refrendó. De esta forma este resto sería la base del renacer de la Compañía en el futuro.

 El mismo Papa calificó la supresión de la Compañía de Jesús como Mysterium inquitatis a todo esto se añade las dolorosas circunstancias sufridas por un gran número de personas sin ninguan causa.

   Este es el Índice del tema:

 1.- Breve reseña de sus orígenes.

2.-Los pasos para la supresión definitiva.

3.-Disolución definitiva.

4.-Las causas de la disolución.

SAN IGNACIO DE LOYOLA FUNDADOR DE LA COMPAÑÍA DE JESÚS.

 1.-BREVE RESEÑA DE SUS ORÍGENES.

             El 24 de junio de 1539, San Ignacio de Loyola dispuso los pilares para una nueva orden religiosa: La Compañía de Jesús. Un año después, el cardenal Gaspar Contarini presenta a S.S. Paulo III los Cinco Capítulos de la Fórmula del nuevo Instituto.

            En Tívoli, Paulo III oye la lectura, de labios del mismo cardenal Contarini. De inmediato los aprueba “vivae vocis oraculo”, diciendo: “Aquí está el Espíritu de Dios”. En septiembre de 1540, el cardenal Bartolomé Guidiccioni aprueba, por fin, el proyecto de la fundación. El 27 de septiembre de 1540 el Papa Paulo III firma la Bula “Regimini militantis Ecclesiae” con la cual aprueba y confirma a la naciente Compañía. San Ignacio convoca, entonces, a los compañeros dispersos para la elección del Superior General.

            Después de llevar a cabo un proceso de elecciones entre los miembros de la nueva orden religiosa, San Ignacio de Loyola es elegido como el primer Prepósito General de la Compañía de Jesús. El 22 de abril de 1541, se reunieron todos en la capilla del Santísimo Sacramento, en la basílica de San Pablo extra muros. Allí, en la Misa celebrada por San Ignacio, ante el antiguo mosaico de la Virgen, hicieron la profesión solemne, primero San Ignacio y después todos los demás.

            “Yo Ignacio de Loyola, prometo a Dios Todopoderoso y al Sumo Pontífice, su Vicario en la tierra, delante de la Santísima Virgen María y de toda la corte celestial, y en presencia de la Compañía, perpetua Pobreza, Castidad y Obediencia, según la forma de vivir que se contiene en la Bula de la Compañía de Jesús nuestro Señor, y en las Constituciones, en las ya declaradas como en las que adelante se declarasen. También prometo especial obediencia al Sumo Pontífice en lo referente a las misiones, de las que se habla en la Bula. Además prometo procurar que los niños sean instruidos en la doctrina cristiana, conforme a la misma Bula y Constituciones“.

            La dispersión de sus miembros había comenzado ante con la partida de San Francisco Javier hacia Portugal y de ahí a la India, Indonesia, Japón y China. Poco después los jesuitas deben partir al Brasil y a Etiopía. San Ignacio ve partir, anima, organiza y ora por todos.

            Ignacio no se mueve ya más de Roma. Su peregrinar termina con la elección de General. Desde ese día toda su preocupación es la Compañía de Jesús, las personas y las obras. De inmediato comienza el fluir de los nuevos compañeros. Con caridad y agradecimiento al Señor, San Ignacio los recibe. Les da lo mejor de sí. Debe atender también, las muchas y diversas peticiones con que son requeridos.

            El Papa los está dispersando por Europa. A Alemania, al coloquio de Worms y a la dieta de Ratisbona. Hacia Austria, España, Inglaterra e Irlanda, a los países eslavos y al Concilio de Trento.

            A mediados de 1550, San Ignacio completa el texto de las Constituciones de la Compañía de Jesús. Casi al final de sus días, la Compañía cuenta con más de mil personas y se extiende ya por los cuatro continentes conocidos.

Cf. See more at: http://jesuitascam.org/quienes-somos/breve-historia-de-la-compania/#sthash.ZNksac2q.dpuf.

 CARLOS III, REY DE ESPAÑA.

2.-LOS PASOS PARA LA SUPRESIÓN DEFINITIVA.

            La presencia de la Compañía de Jesús en la vida de la Iglesia está marcada por sus servicios a la misma, en el de la vida cristiana a través de los ejercicios espirituales, en sus renombrados teólogos como Francisco Suárez, en todos los niveles de la enseñanza y especialmente en la superior, en las misiones, en su obediencia al Romano Pontífice etc. etc. de forma que resulta inexplicable, no sólo  la persecución que sufrió en el siglo XVIII por instituciones laicas, especialmente, por  las monarquías borbónicas europeas que seguían considerándose cristianísimas, por el jansenismo y la ilustración, sino el  que  su extinción  fuera decretada por el mismo papa.

            El que podíamos llamar calvario de los jesuitas comenzaría por su expulsión de Portugal en 1759, en Francia el 1764 y en 1767 de España y de sus colonias americanas, terminando poco después el  1773 con su crucifixión, decretada su extinción por el Papa Clemente XIV.

 3.-DISOLUCIÓN  DEFINITIVA.

                    El 16 de agosto de 1773 el Papa Clemente XIV promulgó el breve Dominus ac Redemptor que suprimía a la Compañía de Jesús. El texto del breve –documento pontificio de rango inferior respecto a una bula- fue prácticamente escrito en la Embajada Española en Roma.

             Como señala el periodista Alain Woodrow: “la Compañía moría en su ley, suprimida por aquel a quien había jurado fidelidad absoluta”. Según el historiador jesuita Ricardo García Villoslada: “unos doce mil sacerdotes quedaban reducidos a la inacción, el mundo infiel perdía más de tres mil misioneros y la sociedad cristiana más de 800 instituciones de enseñanza”. La Orden ignaciana en ese momento contaba con 22.000 miembros.

 CAMINO DEL DESTIERRO.

4.-SOBRE LAS CAUSAS DE LA DISOLUCIÓN.

          De forma muy general se puede decir que la supresión tuvo lugar por el choque de dos poderes temporales, el primero el del poder temporal de la Iglesia, desde siglos involucrada en el poder puramente temporal, basado en motivaciones religiosas, que es el mayor poder que una persona o institución puede tener, aquel que pretende ejercerlo en nombre de Dios imponiéndose de esta forma a las conciencias, el segundo poder sería el poder temporal de las dinastias y gobiernos europeos que con intromisiones históricamente prolongada se inmiscuía en la vida de la Iglesia,  en liza con el poder temporal de los papas , que  logró en este caso imponerse al mismo. Esta causa ha sido a través de los siglos, la causa principal de los errores de la Iglesia católica, que en oposición a su fundador no sólo se ocupó de dar  a Dios lo que es de Dios, sino también involucrándose de forma inapropiada  en lo que es del Cesar.

          Pero    ¿ Cuáles fueron las causas más concretas  que llevaron a la extinción de la Compañía? Con estas palabras las sintetiza Marcelino Menéndez y Pelayo en  su Historia de los heterodoxos españoles: queríase a toda costa acabar con los jesuitas, y cuando el siglo XVIII vino, aunáronse para la común empresa jansenistas y filósofos

            El impulso venía de Francia. Salieron a relucir el probabilismo, el regicidio, los ritos chinos y malabares, el sistema molinista de la gracia; y juntamente con esto se les acusó de comerciantes y hasta de contrabandistas, de agitadores de las misiones del Paraguay y de mantener en santa ignorancia a los indios de sus reducciones para eternizar allí su dominio.”

 CALVARIO DE LA COMPAÑÍA DE JESÚS.  

                    El jesuita P. Pinedo, sintetiza las causas en dos grupos. El primer grupo, que él llama causas internas y entre ellas: la intromisión en la política por medio de los confesores reales; el control de la administración de los estados,  por sus alumnos; la tendencia de los confesores jesuitas al llamado laxismo, consistente en no dar importancia a pecados tenidos por graves por otros moralistas y por los jesuitas leves.

            Entre las externas,  las incluidas en el texto de Menéndez Pelayo y la envidia de algunas otras órdenes religiosas que veían con malos ojos  el influjo de los jesuitas en el campo de la enseñanza y lo que ellos llamaban “orgullo jesuítico”. 

            Es casi motivo de risa lo que Carlos III, el rey español, aconsejaba a su hijo el rey de Nápoles “ que expulsara inmediatamente a los jesuitas de su reino, pues temía que iban a atentar contra su vida en venganza de las vejaciones que habían sufrido por parte suya 

            Esta idea se fundaba en la doctrina jesuítica, propia de Santo Tomás, de que el bien común de una nación  podría justificar el tiranicidio, es decir, el dar muerte al tirano, rey o presidente de una nación, tal como aparece en la obra del jesuita Juan de Mariana De rege et regis Institutione”.

     MOTÍN DE ESQUILACHE.

       Otros historiadores hablan de que el motivo de la expulsión de los jesuitas de España fue la acusación de la participación de los mismos en los motines ocurridos por diversas causas en la nación, contra Carlos III, tales como el motín de Esquilache, o  el motivado por la carencia de abastecimientos en Madrid, así como por la ausencia de iluminación en las calles madrileñas.

            Causas ninguna fundamentada históricamente,  y aún en la hipótesis, también improbable, de que algún jesuita pudiera haber influido en ellos, en nada se justificaba un castigo a toda la Compañía incluida la de los jesuitas presentes en las misiones, de las distintas  colonias españolas.

            ¿Pero que llevó al papa a decretar la extinción de la Compañía de Jesús en toda la Iglesia?

            Básicamente la debilidad e inexperiencia de un pontífice, como Clemente XIV, quien presionado  y amenazado con la provocación de un Cisma por los ministros y embajadores borbónicos y algunos cardenales enemigos de los jesuitas, terminó cediendo  un 21 de julio de 1773. 

            Su antecesor el Papa Clemente XIII se enfrentó con los mismos poderes en defensa de la Compañía de Jesús, a los que su sucesor fue incapaz de oponerse.

EL PADRE LORENZO RICCI.

            El general de la Compañía, padre Ricci, se limitó a decir “Yo adoro las disposiciones de Dios. Fue encarcelado y recluído en las prisiones del castillo de Santángelo, donde murió el 24 de noviembre de 1775. Los jesuitas españoles fueron llevados inicialmente a los Estados Pontificios contra el deseo del papa que no los dejó entrar en sus dominios. Miles fueron los jesuitas extinguidos entre ellos los más de 5.000 provenientes de las misiones americanas.

            La Compañía de Jesús no se extinguió del todo, Federico II de Prusia, y Catalina II de Rusia, prohibieron la promulgación del decreto de extinción  en sus estados. Este pequeño rescoldo permitiría el renacimiento de los jesuitas.

 QUIZÁS TAMBIÉN LE INTERESE DEL BLOG:  LOS PAPAS DEL SIGLO XVIII. 

 quijotediscipulo.

 

 

 

 

 

Categorías

Categorías

Entradas

Calendario

julio 2017
L M X J V S D
« Jun    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31  

VISITAS

  • 1,936,201 hits

Imagenes Interesantes

A %d blogueros les gusta esto: